26 febrero 2012

La revancha

Ocho meses después del cierre de News of the World por el escándalo de las escuchas ilegales, el sol vuelve a salir en el imperio Murdoch con el lanzamiento por todo lo alto de la edición dominical de The Sun, con la que el magnate mediático aspira a copar de nuevo el 40% del mercado de la prensa británica. 
«Seré feliz con algo sustancialmente superior a los dos millones de ejemplares», anticipó en Twitter el propio presidente de News Corporation. Murdoch ha vuelto temporalmente a Londres para la botadura de su nuevo hijo, precedida del arresto de una decena de periodistas y ejecutivos de The Sun por un nuevo escándalo de sobornos a la policía. 

La llegada de Murdoch ha disparado sin embargo la moral en el legendario tabloide, en cuya redacción sigue colgando el cartel de el mejor periódico del mundo. Su edición de hoy (al precio de saldo de 50 peniques) ha desatado una auténtica guerra en el mundo de la prensa sensacionalista, con el Mail, el Mirror, el People y el Star forzados a bajar sus tarifas publicitarias y de venta ante el acoso del nuevo gigante. 

Al frente de la edición dominical de The Sun está el mismo director del diario, Dominic Mohan. El periódico es sin embargo más «familiar»: las chicas en top-less de la página tres esperarán hasta el lunes. La clásica mezcla de morbo y escándalo deja paso a un mayor peso en las opiniones políticas y en los contenidos deportivos, con José Mourinho al frente de la constelación de nuevos columnistas, más la revista Fabulous (huérfana desde la desaparición de NoW). 

Como parte del despliegue propagandístico -y dejando bien clara cuál será la línea dura del tabloide-, más de 8.000 ejemplares del primer número salieron en avión rumbo a las Falkland Islands (o sea, las Malvinas). Una partida especial ha sido enviada también «a las bases británicas en Afganistán: no nos olvidamos de nuestros hombres y mujeres de uniforme en el extranjero». 

La tirada inicial de The Sun de los domingos será de tres millones de ejemplares, con el objetivo de llegar al menos a los 2,6 millones que vendía News of the World antes de su abrupta despedida. Apenas 20 periodistas del viejo tabloide se han incorporado a la redacción del nuevo dominical, que se ha esforzado en marcar la diferencia con su controvertido predecesor. 

«Tener un periódico ganador es la mejor respuesta a nuestros críticos», dijo el propio Rupert Murdoch durante su visita a la redacción el 17 de febrero. «Estoy si cabe aún más determinado a ver cómo The Sun lucha por sus lectores y por sus principios». 

«He trabajado con vosotros 43 años para convertir The Sun en uno de los mejores periódicos del mundo», agregó el presidente de News Coporation. «Este diario es uno de los logros de los que estoy más orgulloso». Murdoch alabó el «excepcional periodismo» de la redacción, pero instó al mismo tiempo a sus periodistas a «acatar la ley». 
«Las actividades ilegales no serán toleradas en ninguna de nuestras publicaciones», recalcó. «Entregaremos cualquier evidencia que encontremos, no sólo porque estamos obligados, sino porque es lo que se debe hacer». 

Varios periodistas de The Sun y de otras publicaciones del grupo no han ocultado su malestar por la labor del comité interno que ha entregado a Scotland Yard las pruebas que permitieron recientemente el arresto de cinco periodistas del diario por supuestos sobornos a la policía; entre ellos, el subdirector Geoff Webster. 

Todos ellos han sido puestos en libertad bajo fianza y han regresado a sus puestos en el periódico, lo que ha llevado al diputado laborista Tom Watson a elevar una protesta formal, dirigida al jefe de Scotland, Yard Bernard Hogan-Howe. «Durante muchos años, las compañías de Rupert Murdoch han obstruido la labor de la policía y del Parlamento sobre prácticas ilegales y corruptas», denuncia Watson, que ha pedido la revisión de las condiciones de la fianza y ha cuestionado el regreso de los periodistas de The Sun a sus funciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario