28 octubre 2013

La matrícula de las escuelas de idiomas más caras que antes

La Conselleria de Educación ha dado a conocer cuál será la matrícula que tengan que pagar los alumnos oficiales de las escuelas oficiales de idiomas (EOI) el próximo curso. A diferencia de otros años en que se mantuvieron los precios y de lo ocurrido en las universidades, la Generalitat ha decidido esta vez encarecer directamente las tasas un 30%.

Y ello porque la matrícula ordinaria (la de un curso oficial, sin ningún descuento por familia numerosa...) pasará de los 44,55 a los 57,92 euros. La subida, por tanto, supera los 13 euros. Eso sí, es al año, por lo que la consellera María José Català destacó ayer, tras negociar la nueva orden con los sindicatos, que pagar al final 4,82 euros al mes, sigue siendo "mucho más económico que cualquier otra academia privada o entidad extranjera". La EOI valenciana, además, es de las más baratas de España.

Según datos de la propia Conselleria, el precio de la matrícula en otras comunidades es bastante más caro: Cataluña (215 euros al año), Madrid (119 euros), Aragón (91 euros), Asturias (62,20 euros) o Baleares (143 euros).

Pero esta no será la única tasa porque, como avanzó ayer este diario, la Conselleria abrirá la puerta a cobrar las clases de conversación que hoy por hoy se ofertan sólo al alumnado oficial y de forma gratuita. Lo que pretende la Administración es crear nuevos grupos para acabar ofertando el próximo curso 6.000 nuevas plazas.

Quedará en manos de cada EOI, pero una de las opciones que tendrán para ampliar su capacidad será crear un quinto grupo para cada profesor, que hasta ahora atendía a cuatro cada semana. Los docentes no verán ampliado su horario lectivo, porque mantendrán las 20 horas semanales. Sin embargo, las dos que dedicaban a clases informales de conversación podrán reconvertirse en clases oficiales con contenidos curriculares.

Así que por este curso (de 60 horas anuales en lugar de las 120 del curso completo) habrá que pagar una tasa, pero que será "más barata" que la ordinaria. A cambio, el estudiante recibirá un certificado de aprovechamiento del curso.

Si a las escuelas no les convence esta idea, tendrán que asumir que cada uno de sus profesores tendrá que hacerse cargo de cinco grupos de estudiantes que, en lugar de dar 4,5 horas de clase a la semana como hasta ahora, darán cuatro. La otra media hora se irá recuperando a lo largo del curso hasta llegar a las 120 anuales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario